La mayoría de los adverbios se forman a partir de adjetivos añadiendo el sufijo -ly. Aparte de estos adverbios hay otros que no se basan en un adjetivo, que sólo existen como adverbio. En este grupo se puede distinguir cuatro tipos.

a) Adverbios de tiempo
b) Adverbios de lugar
c) Adverbios de frecuencia y duración
d) Adverbios modales

De vez en cuando es útil hablar un poco sobre terminología o mejor dicho, sobre el significado de las nociones que se utilizan. En la gramática se puede distinguir dos grupos de nociones: El primer grupo de nociones se refiere al género de una palabra (sustantivos, adjetivos, verbos etc.) y el segundo a la funcíon de una palabra dentro de la frase (sujeto, objeto directo, complemento circunstancial etc.). La palabra sustantivo por ejemplo se refiere al género, pero este tipo de palabras puede tener funciones muy distintas, puede ser sujeto, objeto directo, objeto indirecto etc.

el sustantivo mesa es el sujeto: La mesa es roja.
el sustantivo mesa es objeto directo: Veo la mesa.
el sustantivo mesa es objeto indirecto: Doy una patada a la mesa.

Esto en general no es ningún problema y nadie se da cuenta que un grupo de las nociones gramaticales se refiere al uso y el otro grupo de nociones a la función. El caso de los adverbios es un poco más complicadillo y en este caso a lo mejor vale la pena reflexionar cinco minutos. Adverbios propiamente dichos, o sea palabras que siempre son adverbios, hay relativamente pocos, son palabras como hoy, ayer, ahora, muy, tan etc.. Muchos adverbios son también adjetivos.

rápido como adjetivo: Es un coche rápido.
rápido como adverbio: Corre rápido.

Lo que complica la cosa es el hecho de que un conjunto de palabras también puede tener la función de un adverbio. Un conjunto de palabras con función de adverbio se llama complemento circunstancial.

El corre rápido.
El corre como una liebre.

Come una liebre tiene la misma función que rápido. Si nosotros hablamos de adverbios que siempre son adverbios nos referimos a palabras que son adverbios también a nivel de género de palabras, dicho de otra manera, que siempre son adverbios.